LAS HUELLAS DE LA VIDA

26.09.2021

¡GRAN OFERTA!

Mezclando realidad y ficción, Chevalier cuenta la historia de la mujer que fue la más grande «cazadora de fósiles» de la historia.


SINOPSIS

Son las primeras horas de la madrugada de un día cualquiera de comienzos del siglo XIX y dos mujeres andan por las rocas escarpadas de la costa inglesa en busca de unas piedras extrañas que llevan la marca de vidas antiguas. Elizabeth, una dama culta y soltera, y Mary, una chiquilla de humilde condición, comparten una afición peculiar: las dos buscan y coleccionan fósiles. Su labor es discreta, pero llega el día en que Mary por fin encuentra una pieza de grandes dimensiones, que acabará en las vitrinas de un museo de Londres. A este hallazgo le siguen otros igual de sorprendentes que no consiguen sacar a Mary del anonimato y la pobreza, pero sí abrir el debate en la comunidad científica acerca del origen de las especies. Solo muchos años más tarde el talento tendrá su recompensa y el nombre de las dos mujeres entrará por fin en las páginas de la Historia con mayúscula. 

NUESTRA RESEÑA-BEGOÑA GALLEGO


Novela basada en la vida real de Mary Anning, la que es considerada la primera paleontóloga de la historia. A diferencia de la película Ammonite, también basada en su vida, este relato, que como nos advierte su autora no es fiel 100% a la realidad sino que se toma licencias literarias, nos trae más del día a día de esta mujer, de los riesgos que tomaba a la hora de buscar fósiles, lo que para ella significaban, de sus relaciones y de lo difícil que fue para ella tan solo que la nombrasen como descubridora de los mismos en un mundo en el que lo femenino no contaba para nada a pesar de ser parte muy importante en los descubrimientos de la época.

Con una redacción con dos narradoras, Mary Anning y su amiga Elisabeth Philphot, alternando las mismas entre capítulos, Tracy Chavalier nos acerca al mundo en el que tuvo que vivió esta gran mujer. Nos describe fielmente los acantilados, cómo ayudaba a paleontólogos a buscar, y como, por ser estos hombres, tuvo problemas reputacionales en su pueblo cuyas gentes lanzaban rumores maliciosos acerca de sus relaciones con ellos. Nos describe la relación de amistad con Elisabeth, tan fuerte que esta llegó a poner en peligro su vida por defenderla a pesar de los enfados que hubo entre ellas.

Es una maravilla como te introduce en el ambiente de la época, la nostalgia, la decadencia que sufrían algunas gentes, las dificultades, la pobreza, los caprichos de los ricos, las mentalidades religiosas que ponían freno a los descubrimientos científicos a su interpretación. En definitiva, te introduce en la sociedad del siglo XIX en una novela relatada a su ritmo, sin prisas, pero en la que siempre está sucediendo algo.

Para mí ha sido un auténtico descubrimiento ver como Tracy nos describe el crecimiento de Mary, tanto a nivel intelectual como personal. Descubrir cómo la paleontóloga nace de la nada, en un ambiente familiar con pocos recursos, estudios y conocimientos y se convierte en la mejor descubridora y preparadora de fósiles del momento entre otras cosas. Una mujer hecha a sí misma, asediada por la mala suerte, que logra sobreponerse a todas las vicisitudes de la vida y que ha dejado un nombre para la posteridad en el mundo de la paleontología.